Miradas…

Los ojos tienen un lenguaje propio, una manera única de reflejar la luz o la oscuridad de un corazón, no importa lo que hablen los labios, en ocasiones una mirada resulta más reveladora que muchas palabras. Siempre he pensado que mirar a los ojos, es una de las mejores formas de conocer a las personas.

FMS by ©Mi vagón del tren

De peticiones y necesidades…

En la vida, como en la naturaleza, siempre hay colores nuevos cuando es Dios quien sujeta el pincel… En su incomprensible sabiduría, no nos da siempre lo que pedimos, pero siempre necesitamos lo que nos da, aunque en ocasiones no nos percatemos de esa necesidad hasta el instante mismo en que nos llega eso que no estábamos “pidiendo”.

FMS by ©Mi vagón del tren

Fotografia: Mi vagón del tren (el atardecer de hoy)

Calma

Si requirió de tu mejor esfuerzo y lleva impregnado todo tu amor, entonces descansa… no te angusties, no te culpes, quita el peso de tus hombros y busca la paz.

Todo lo hecho de esa manera eventualmente dará frutos.

FMS by ©Mi vagón del tren

Fotografía: Mi vagón del tren

Lazos perennes

Cuidar el corazón de las personas que nos aman, de quienes sin miramientos han permanecido a nuestro lado en nuestros momentos difíciles, que han construido proyectos hombro a hombro y los han visto derribarse también, que nos conocen enteros y en pedacitos, es una responsabilidad que no puede tomarse a la ligera.

FMS ©By Mi vagón del tren

Fotografía: https://pin.it/mwokpuj67fvgbr

Y me haces reír…

Cuando estoy entera, firme y segura, me haces reír. 

Cuando me hice pedazos, son endebles mis pasos y vacila mi voluntad, me haces reír. 

Cuando tengo todo descifrado, claramente bajo control, me haces reír. 

Cuando se derrumbó mi castillo de cartas y nada tiene sentido, me haces reír. 

Cuando vuelo por los aires, imponente y fiera, me echo el mundo al hombro y me abro paso conquistándolo todo, me haces reír.

Cuando me siento pequeña, asustada e indefensa, con poca fuerza en mis brazos y se ha escondido mi héroe interno, me haces reír. 

Cuando todo es sol, brillo y brisa de mar, cuando me lleno de sueños, deseos y metas, me haces reír. 

Cuando el cielo son nubarrones, me azota la tormenta y la densa oscuridad me impide caminar, cuando no recuerdo mi canción interna, me haces reír. 

Y así, desde hace ya muchos años, desde que te conocí, desde aquel día uno me enseñaste a reír.

-FMS-

Verdadera intimidad

Poder hablar contigo de mis sueños más locos y mis miedos más turbios.

Compartirte aquello que me inyecta energía y también lo que me la drena. 

Hacerte partícipe de mis pasiones intensas y mis conformismos absurdos.

Levantar mi rostro desafiando al mundo o bajar por unos minutos mi mirada mientras me escondo como un cachorro asustado por breves instantes.

Reír contigo mis momentos de gloria y llorar con libertad mis desaciertos. 

Mostrarte la brillante y cálida luz que emano sin temor a que mires también la oscuridad que encierra mi corazón, esa que todos llevamos dentro.

Desnudar la mente y el alma siempre será muchísimo más poderoso que desnudar el cuerpo, pero cuando puedes hacerlo todo al  mismo tiempo y disfrutarlo con la misma intensidad, es hermosa plenitud.

-FMS-