Decisiones…

No siempre es fácil hacer lo correcto, en ocasiones nos traiciona nuestra humanidad y nuestros deseos van en contra de los valores por los que nos hemos regido durante años. Tomar la decisión correcta se convierte entonces en una lucha interna entre lo que quisiéramos hacer y lo que deberíamos hacer…

Haga lo correcto, camine con prudencia, es momento de vencerse a usted mismo, no dude, no ponga en juego lo que ha tomado tanto tiempo construir con amor, esmero, esfuerzo y sacrificio, valore su familia, su pareja, su trabajo, su negocito, sus amigos, proteja lo que ama y a quienes ama, empezando por usted.

No lo piense dos veces, haga lo correcto y podrá caminar con la frente en alto y el corazón en paz, sin tener que recoger sus pedazos y los de los suyos para tratar de volverlos a unir.

No todo lo que brilla es oro, busque la sabiduría, el mundo está lleno de sensuales cantos de sirena que terminan en destrucción, abra sus ojos, usted no está solo, probablemente hay muchas personas en su misma situación, tome fuerza, si se puede.

Y cuando más adelante se vuelva a encontrar en una encrucijada similar, haga de nuevo lo correcto, no se va arrepentir.

No quiero generar controversia sobre lo bueno y lo malo, cada quien sabe cuando su semáforo se puso en rojo, esa voz interna no falla, escúchela.

FMS by ©Mi vagón del tren

Fotografía: https://pin.it/plik2cx2lhmnia

Ser feliz tú, ser feliz yo, ser felices juntos…

¿Les ha pasado que quieren mucho ver a alguien feliz y por más que lo intentan, no lo logran?

La verdad es que es agotador para algunos de nosotros que ponemos sobre nuestros hombros esa inmensa responsabilidad, no es algo qué cargar, no es algo que debemos asumir y mucho menos algo que debemos endosar a otros porque depende única y exclusivamente de cada uno ser feliz.

Tampoco depende del entorno, porque hay personas que aún teniendo todo lo que a otros les falta, son infelices y tantos otros con muchos menos sí lo son.

La ironía de la vida, pensar que el pasto del vecino está siempre más verde, habría que estar allí para ver si es sintético porque a todos en algún momento se nos seca la grama, lo importante es qué hacemos al respecto. ¿Culpamos nuestro entorno? ¿Se lo atribuimos a las circunstancias o a las personas que tenemos cerca? O por el contrario, nos consumimos en el maravilloso auto-conocimiento conectando día a día y a cada momento con el agradecimiento de estar vivos y empezamos a florecer desde adentro y así ver cómo todo a nuestro alrededor florece también.

FMS by ©Mi vagón del tren

Fotografía: https://pin.it/h2wfe6egw3yo6t

“La felicidad es un trabajo interno.”